Si comes ajo y miel con el estómago vacío durante 7 días, esto es lo que sucede en tu cuerpo.

El ajo es una planta mágica.

De hecho, es probablemente el mejor antibiótico natural.

Al comer ajo todos los días, disfrutas de sus innumerables beneficios.

En este artículo, presento primero las virtudes de esta extraordinaria planta.

ajo y miel
Foto pixabay

Entonces, cómo hacer este remedio casero de ajo y miel fácilmente. Mira esto:

El ajo es probablemente la planta más extraordinaria de la familia Allium. Es la misma familia de las cebollas.

Crece fácilmente en muchas partes del mundo.

El ajo se usa mucho como ingrediente en la cocina por su delicioso sabor y su picante.

No sólo le da un buen sabor a sus platos, sino que también es uno de los antibióticos más poderosos. Puede curar muchas dolencias.

Sus propiedades antibacterianas, antiinflamatorias, antimicóticas, antioxidantes y antibióticas son ampliamente reconocidas.

Las cualidades nutricionales del ajo

Los dientes de ajo tienen un nivel increíblemente alto de vitaminas y minerales. Esto es lo que se encuentra en 100 g de ajo como % de la dosis diaria recomendada:

– 95% de las vitaminas B-6-
38% de la vitamina C-
13% del hierro-
18% del calcio-
80% del manganeso-
22% del fósforo

El ajo funciona como una poderosa medicina y comerlo crudo tiene un sinfín de beneficios para la salud.

Además, hay muchos usos del ajo en la medicina ayurvédica y china.

Se ha demostrado científicamente que el ajo reduce el colesterol y la presión arterial alta.

El consumo diario de ajo también reduce el riesgo de ataques cardíacos y enfermedades coronarias.

Si tienes gripe, un resfriado, una infección por hongos, diarrea del viajero, el ajo es definitivamente el remedio de la abuela para ti.

El remedio casero echo de ajo crudo y miel

1. Pele dos o tres dientes de ajo.

2. Córtalas en pequeños trozos.

3. Mezclar con una cucharada de miel.

Resultado

Tomando este tratamiento todos los días, se sentirá más enérgico y saludable desde la primera semana 🙂

Este remedio natural estimulará su sistema inmunológico para hacerlo mucho más fuerte en pocos días.

Es fácil de hacer, ¿no? Además, este tratamiento cuesta mucho menos que cualquier droga que se pueda comprar en la farmacia.

Todo lo que necesitas es ajo y miel.

¿Cómo se come el ajo?

La mejor manera de comer ajo es comerlo crudo. ¿Por qué? Porque la alicina, su principal ingrediente activo, se daña durante la cocción.

Antes de consumirlo, corta la vaina y tritúrala. Al aplastar los dientes de ajo se activa una reacción que hace que la alicina sea más biodisponible.

Tenga en cuenta que el ajo es aún más eficaz cuando se come con el estómago vacío.

Para este tratamiento, que dura varios días, es mejor preparar una cantidad mayor en un frasco de cristal para guardarlo en la nevera.

Ahora es tu turno…

¿Ha probado este remedio casero de ajo y miel? Háganos saber si le ha funcionado en un comentario. ¡Esperamos tener noticias suyas!

Igualmente puedes encontrar otras recetas en los libros digitales de Amazon, WalMart, Costco, Sams Club, Chedraui, Carrefour,  aliexpress, alibaba  o MercadoLibre. Estos libros los puedes tener en diversos formatos de celular o tabletas.

Te Puede interesar:

Remedios Caseros VS Coronavirus COVID-19

¿Sabías que la Moringa también es un poderoso ingrediente de belleza?.

Remedios Caseros con Aceite de oliva | Aceite de oliva para masajes

¿Problema de granos? Remedios Caseros Para Controlarlos

Reflujo Remedios Caseros – Curate Mascando Chicle