John McEnroe uno de los más exitosos en la historia del tenis.

Biografía de John McEnroe.

John McEnroe fue uno de los jugadores más exitosos y destacados en la historia del tenis. A lo largo de su carrera, McEnroe ganó diecisiete títulos de Grand Slam, setenta y siete títulos de carrera individual y setenta y siete títulos de dobles.

John Patrick McEnroe Jr. nació el 16 de febrero de 1959 en Wiesbaden, Alemania, donde su padre, John McEnroe padre, estaba sirviendo en la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, y su madre, Kay McEnroe, era enfermera quirúrgica.John McEnroe

Era el mayor de tres hijos. En 1963 su familia se mudó a Queens, Nueva York, donde se crió. A una edad temprana demostró una coordinación avanzada entre las manos y los ojos y una capacidad atlética.

Según su padre, cuando John Jr. tenía sólo dos años de edad, podía golpear una pelota con un bate de plástico, y a los cuatro años podía golpearla a una distancia considerable.

Pronto se hizo evidente que McEnroe poseía una gran habilidad natural en la cancha de tenis.

Curiosamente, aunque ganó varios torneos juveniles, y subió constantemente de rango, nunca fue el número uno en el circuito nacional juvenil.

En 1970 McEnroe comenzó a entrenar con Tony Palafox, un ex jugador de la Copa Davis (un torneo internacional de tenis por equipos) para México, y Harry “Hop” Hopman, ex entrenador de la Copa Davis australiana, en la Academia de Tenis de Port Washington (Long Island).

McEnroe asistió a la Trinity School, una conocida y costosa escuela preparatoria de la Ivy League en Manhattan, donde se le conocía por ser gracioso, ingenioso y bullicioso.

Se desempeñó académicamente por encima de la media, aunque según él mismo admitió, podría haberlo hecho mejor si no fuera por sus muchas actividades deportivas: cuatro años de fútbol y tenis, así como dos años de baloncesto.

La victoria más joven en la final de Wimbledon

En 1977, después de graduarse de la escuela secundaria, McEnroe tuvo la oportunidad de jugar en Europa, donde ganó el Torneo Juvenil Francés.

Con el objetivo de conquistar el título Junior en Wimbledon, tuvo que retirarse de la prueba cuando se clasificó para la competición masculina senior. No sólo se clasificó para este importante torneo, sino que avanzó a las semifinales, donde fue derrotado por el más experimentado Jimmy Connors (1952-), quien ganó en cuatro sets.

En ese momento, McEnroe se convirtió en el hombre más joven en llegar a las semifinales de Wimbledon. También consolidó su reputación como uno de los”chicos malos” del tenis junto con Jimmy Connors e Ilie Nastase (1946-).

Sus arrebatos perturbadores y emocionales se dirigían a los jueces de línea, a sus oponentes y a sí mismo. Aunque McEnroe jugó de manera algo inconsistente durante el resto del año, fue elegido Novato del Año de la revista Tennis en 1977.

Ese otoño McEnroe asistió a la Universidad de Stanford en Palo Alto, California, con una beca de tenis. Dirigió el equipo de tenis de la escuela al Campeonato de la NCAA en 1978. Después de su primer año decidió volverse profesional.

En el verano de 1978 McEnroe fue eliminado en la primera ronda en Wimbledon, pero llegó a las semifinales del Abierto de Estados Unidos. A finales de ese año, ocupaba el sexto lugar en el mundo en individuales y el quinto en dobles.

Berrinches y superestrellas

A medida que el talento de McEnroe llamó la atención del público, también lo hizo su personalidad de “superestrella”. En ningún torneo destacaron más sus comentarios y acciones perturbadoras que en Wimbledon, dirigido por el tradicional All England Club.

Si había algo de verdad en sus afirmaciones o no, McEnroe creía que los árbitros de Wimbledon iban a por él.

Aunque McEnroe perdió en la cuarta ronda del torneo de Wimbledon de 1979, ese mismo año se recuperó y ganó su primer Campeonato Abierto de Estados Unidos, derrotando a su compatriota neoyorquino Vitas Gerulaitis. McEnroe se convirtió en el jugador más joven en ganar el Abierto de Estados Unidos desde 1948.

En Wimbledon, en julio de 1980, el mundo vio cómo se desarrollaba una de las mayores rivalidades del tenis entre McEnroe y Bjorn Borg (1956).

El punto culminante del partido tuvo lugar en el cuarto set, que entró en un desempate. McEnroe tardó veintidós minutos y treinta y cuatro puntos en ganar finalmente el set. Pero los Borg salieron victoriosos (1-6, 7-5, 6-3, 6-7, 8-6).

Fue el quinto título consecutivo de Wimbledon de Borg, pero también demostró al mundo que McEnroe tenía la resistencia y la fortaleza mental para ser un jugador de primera.

Los rivales se encontraron de nuevo en el Abierto de Estados Unidos, donde McEnroe se encontró defendiendo el título contra un determinado Borg, que aún no había ganado el Abierto. En un partido con tantos partidos como su famosa final de Wimbledon, McEnroe ganó (7-6, 6-1, 6-7, 5-7, 6-4).

En el torneo de Wimbledon de 1981, McEnroe y Borg volvieron a estar en la final. Esta vez McEnroe terminó el reinado de Borg de cinco años y ganó en cuatro sets (4-6, 7-6, 7-6, 7-6, 6-4).

Ese mismo año, en septiembre, McEnroe defendió una vez más su título del Abierto de Estados Unidos contra Borg (4-6, 6-2, 6-4, 6-3). Borg, tal vez sintiendo que su reinado había terminado, se retiró después de esta derrota. McEnroe se convirtió en el único hombre desde Bill Tilden (1893-1953) en ganar tres títulos consecutivos del Abierto de Estados Unidos.

El declive y el regreso de McEnroe

En 1984 McEnroe ganó ochenta y dos de los ochenta y cuatro partidos, incluyendo su cuarto Campeonato Mundial de Tenis final, su tercer Campeonato Pro Indoor de EE.UU. y su segundo título de Grand Prix Masters.

Consiguió su tercer título de Wimbledon, derrotando a Connors (6-1, 6-1, 6-2), y su cuarto título del Abierto de EE.UU. (venciendo a Ivan Lendl 6-3, 6-4, 6-1). Esta victoria marcó el último gran título de su carrera.

En 1986 McEnroe dejó el tenis y se casó con la actriz Tatum O’Neal, su novia de dos años (después del nacimiento de su primer hijo, Kevin), y se retiró a su hogar en Malibú, California.

Su descanso del tenis no duró mucho, ya que regresó en agosto para enfrentarse a Boris Becker en un torneo en Stratton Mountain, Vermont. El partido permitió realizar comparaciones con las anteriores rivalidades entre los Borg-McEnroe. Desafortunadamente, su regreso nunca tomó forma por completo.

Continuó como jugador de la Copa Davis y sus éxitos en el juego de la Copa le valieron más prensa que sus ocasionales títulos individuales. McEnroe, que tiene cuatro hijos, se divorció de O’Neal en 1992. Se casó con la cantante Patty Smyth en abril de 1997. La pareja tiene dos hijas.

Difusión de deportes y obras de caridad

En 1995 McEnroe comenzó a convocar partidos con la cobertura del Abierto de Francia por parte de la cadena estadounidense. Así comenzó su actual carrera en el mundo de la radiodifusión.

Es comentarista de la cadena de televisión NBC y CBS en Wimbledon, el Abierto de Francia y el Abierto de Estados Unidos. Actualmente compite en un número selecto de torneos y eventos especiales, en gran parte por caridad. En 1999 McEnroe fue admitido en el Salón de la Fama del Tenis Internacional y fue nombrado capitán del equipo de la Copa Davis.

Aunque la falta de devoción de McEnroe puede haber puesto fin a su carrera tenística, sus actividades caritativas han hecho que el público vea un lado de él que no se vio durante su reinado como campeón.

Un ávido fanático del rock y guitarrista, McEnroe ocasionalmente toca en eventos de caridad. Su interés por el arte lo llevó a abrir la Galería de Arte John McEnroe en la ciudad de Nueva York, en la que participan jóvenes artistas prometedores.

Te Puede Interesar:

Rocky Marciano el mejor boxeador blanco de la historia

Cary Grant ganó audiencias en todo el mundo

Amelia Earhart la mujer piloto más conocida del mundo

Kanye West productor, rapero, compositor y ejecutivo discográfico.

Comentarios
¿Te ha sido de utilidad el artículo?
[Votos: 3 Promedio: 5]